EL GOBIERNO ITALIANO SE NIEGA A CONCLUIR EL PROCESO DE SALVAMENTO MARÍTIMO

El Gobierno ofrece el puerto de Valencia para acoger a los 629 refugiados a la deriva en el Mediterráneo

El Ejecutivo central acepta la propuesta del alcalde de la ciudad y del Gobierno del Botánico para que desembarque el Aquarius, rechazado por Italia y Malta

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha dado el visto bueno a la petición del president de la Generalitat, Ximo Puig

 

El Gobierno ofrece el puerto de Valencia para acoger a los 629 refugiados a la deriva en el Mediterráneo
Salvamento
Salvamento

Eldiariocv.es | Carlos Navarro Castelló / Laura Martínez | 11/06/2018

El Gobierno central acepta el ofrecimiento de Valencia como ciudad de acogida de los más de 600 inmigrantes que llevan días deambulando en un barco en el Mediterráneo. El alcalde de València, Joan Ribó, ha ofrecido este lunes la ciudad de para acoger a los refugiados del Aquarius, el barco de rescate de la ONG SOS Mediterráneo con 629 inmigrantes a bordo, entre ellos 123 menores, al que Italia ha cerrado sus puertos.

Después de la negativa del primer ministro italiano, ha llegado la del Gobierno de Malta, que también ha cerrado las puertas a los inmigrantes y les ha obligado a pasar otra noche en la nave. Ahora, el Ejecutivo autonómico y el gobierno municipal quieren poner fin a la deriva de las personas por el Mediterráneo.

Después de varias horas de gestiones esta mañana y llamadas entre el alcalde, la vicepresidenta y el presidente de la Generalitat, que se encuentra en Madrid, el Gobierno central ha accedido a la petición. Ximo Puig ha mantenido una conversación la misma mañana con Carmen Calvo, vicepresidenta del Ejecutivo de Pedro Sánchez, donde le ha comunicado su disposición.

La portavoz del Ejecutivo autonómico ha criticado que "e n pleno siglo XXI no es posible que haya 600 personas a la deriva en el Mediterráneo, en un Mediterráneo que se está convirtiendo en una fosa común cuando  siempre ha sido un puente. Queremos abrir el corredor de la esperanza", ha anunciado. 

El alcalde ha comentado que "no se puede permitir que en un momento en el que las posiciones de extrema derecha que se están manifestando, por ejemplo en Italia, se dejen abandonados a su suerte a estos refugiados". Las alcaldesas de Madrid y Barcelona, Manuela Carmena y Ada Colau, también han ofrecido las ciudades como acogida para las personas refugiadas. 

Las tres dirigentes y el alcalde valenciano hacen frente común para que la ministra de Defensa, Margarita Robles, acceda a que España sea el país de acogida. Recién estrenada en el cargo, la socialista ha explicado esta mañana en la Ser que "habrá que estudiar" si el barco puede traer a los inmigrantes a las costas españolas. "Creo que más allá del caso concreto (el 'Aquarius'), que habría que estudiar, el problema de la inmigración es tremendo y no es de ahora", ha respondido Robles en una entrevista en la cadena Ser preguntada por si España debería permitir el desembarco. La empresa Balearia, que ya se ofreció para rescates anteriores, ha reiterado que está dispuesta a colaborar para la acogida. 

Comentarios
El Gobierno ofrece el puerto de Valencia para acoger a los 629 refugiados a la deriva en el Mediterráneo