Migraciones

Marruecos levanta vallas en frontera de Ceuta y vuelve a sus compromisos con la UE

Marruecos ha empezado a levantar vallas con concertinas en la frontera de Ceuta, dos meses después de la entrada masiva de migrantes consentida, que provocó un grave conflicto diplomático entre Rabat y Madrid, y que ha tenido como consecuencia la salida del Ministerio de Asuntos Exteriores de Arancha González Laya y el nombramiento de José Manuel Albares como nuevo ministro.
Marruecos levanta vallas en frontera de Ceuta y vuelve a sus compromisos con la UE
Imagen de Antonio Sempere
Imagen de Antonio Sempere

Pressenza  - Ceuta, Espa√Īa - Antonio Sempere

La valla que est√° construyendo Marruecos consiste en una instalaci√≥n de elementos disuasorios para evitar el cruce de personas por la playa y, te√≥ricamente, impedir que se repitan las entradas masivas a territorio espa√Īol.

Desde Ceuta se puede observar c√≥mo avanzan los trabajos de blindaje que las fuerzas auxiliares de la Gendarmer√≠a Real marroqu√≠ est√°n realizando para reforzar la seguridad en la zona costera conocida como tierra de nadie, un espacio situado entre las fronteras espa√Īola y marroqu√≠ contigua a la playa de Tarajal. En la obra se puede ver la instalaci√≥n de varios vallados de acero que acaban en un enjambre de concertinas, con el objetivo de dificultar e impedir el acceso a la zona de las personas que pretendan cruzar de manera ilegal a Ceuta bordeando el espig√≥n fronterizo del Tarajal.

Marruecos refuerza la frontera en pleno relevo en el Ministerio de Asuntos Exteriores, pero esto en realidad no es garant√≠a de que se vuelva a producir una situaci√≥n como la del pasado mayo. Entonces, las autoridades marroqu√≠es permitieron e incluso alentaron el cruce de la frontera de miles de migrantes, incluidos muchos menores de edad, como forma de presi√≥n pol√≠tica. En este caso, por la acogida en Espa√Īa del l√≠der del Frente Polisario, Brahim Ghali, y en el fondo por el reconocimiento del S√°hara como provincia marroqu√≠, que Espa√Īa no acepta. La nueva valla con concertinas, por tanto, no garantiza que no haya m√°s entradas masivas si las autoridades marroqu√≠es no colaboran.

El reforzamiento de las vallas en la zona fronteriza en el Tarajal s√≠ que implica que el pa√≠s vecino est√° reconociendo la existencia de una frontera con otro Estado, en este caso con Espa√Īa, integrada de pleno derecho en el espacio fronterizo europeo. Puede parecer una obviedad, pero las teor√≠as soberanistas y las reivindicaciones promulgadas desde que se produjo la crisis de mayo, que algunos medios marroqu√≠es celebraron como si de ¬ęuna nueva marcha verde¬Ľ se tratase, sostienen que Ceuta y Melilla son enclaves marroqu√≠es ocupados por un pa√≠s extranjero.

Elecciones en Septiembre

Estas teor√≠as se han visto reforzadas por la campa√Īa de las elecciones que se celebrar√°n en Marruecos en septiembre, en la que los partidos nacionalistas est√°n usando la reivindicaci√≥n sobre territorio espa√Īol y tratando a las dos ciudades aut√≥nomas espa√Īolas como ¬ępresidios ocupados¬Ľ.

En este sentido, el Gobierno espa√Īol sostiene que Ceuta y Melilla nunca han pertenecido al reino de Marruecos y ha asegurado que jam√°s abrir√° negociaci√≥n alguna sobre el futuro de las dos ciudades. El propio presidente del Gobierno, Pedro S√°nchez, garantiz√≥ en la crisis de mayo la integridad territorial de Espa√Īa.

Europa reaccion√≥ ante los acontecimientos de mayo a trav√©s de la comisaria de Interior de la Uni√≥n Europea, Ylva Johansson, que admiti√≥ que la afluencia de miles de personas cruzando ilegalmente la frontera en Ceuta era ¬ępreocupante¬Ľ y que record√≥ que la frontera de Espa√Īa con Marruecos es tambi√©n la frontera exterior de la UE. Por ello, inst√≥ a Marruecos a tomar medidas para evitar que m√°s personas cruzaran de forma irregular.

Desde la crisis migratoria continental de 2015, Europa ha intentado reducir el flujo de migrantes irregulares buscando acuerdos con países de tránsito para que retengan a los inmigrantes. Se firmaron pactos en este sentido con Libia, Turquía y la propia Marruecos.

En 2019, una ayuda de 32 millones de euros a Marruecos -completada por otra de 30 millones concedida el pasado mayo, en plena crisis de Ceuta- precedi√≥ a la retirada de las pol√©micas concertinas de la valla fronteriza espa√Īola. Esas defensas pasaron a ser asumidas por Rabat, que adem√°s construy√≥ en paralelo una valla que blindaba parte de los bosques donde sol√≠an instalarse los migrantes que esperan su oportunidad para entrar en Espa√Īa.

El Gobierno espa√Īol neg√≥ cualquier relaci√≥n entre las obras en la zona cercana a la valla espa√Īola, pero no retir√≥ las concertinas hasta que Marruecos termin√≥ completamente su alambrada.

Todo esto fue posible gracias al acuerdo entre la UE y Marruecos, a trav√©s del cual Bruselas aport√≥ fondos para el control migratorio que cambiaron el paisaje en los bosques cercanos a la valla con Espa√Īa. Se desmantelaron los campamentos y se habilitaron unos nuevos pero militares alrededor de los ocho kil√≥metros de per√≠metro que recorre la dif√≠cil orograf√≠a en la zona. La Guardia Civil vigilaba con c√°maras t√©rmicas de √ļltima generaci√≥n cualquier aproximaci√≥n hasta la zona de seguridad de grupos de migrantes que eran interceptados por los gendarmes antes de escalar la alambrada.

A finales del mes pasado, el Consejo Europeo se reunió para abordar la situación de la migración en las distintas rutas y se refirió explícitamente a Marruecos, condenando cualquier intento de terceros países de instrumentalizar a los migrantes con fines políticos.

No en vano, desde 2018 la Uni√≥n Europea ha entregado 343 millones de euros en ayudas a Marruecos, en particular para la formaci√≥n de su polic√≠a, y ha suministrado material e infraestructuras, principalmente veh√≠culos todoterreno e instrumentos para vigilancia electr√≥nica. Tambi√©n se han destinado recursos para formar polic√≠as en la lucha contra el terrorismo, otro √°mbito en el que la colaboraci√≥n de Rabat es fundamental para la UE y Espa√Īa.

Ahora, con la nueva valla parece que Marruecos recupera la senda de la colaboración con la UE en el control de la inmigración.

Por su parte, el Ministerio del Interior tambi√©n ha fortalecido la seguridad en el puesto del Tarajal mediante la sustituci√≥n de la estructura met√°lica del paso fronterizo, ¬ędebido al avanzado estado de corrosi√≥n que afecta la estabilidad de la estructura¬Ľ. Tambi√©n se han colocado pilones y bolardos met√°licos automatizados para prevenir posibles intentos de asaltar la frontera en veh√≠culos de motor¬Ľ.

Comentarios
Marruecos levanta vallas en frontera de Ceuta y vuelve a sus compromisos con la UE