“Solidarity Cities” para la gestión de la crisis de refugiados

Barcelona se suma a la red de ciudades solidarias

Barcelona se ha sumado a la nueva red de ciudades europeas, “Solidarity Cities”, que busca ayudarse mutuamente en la gestión de la crisis de refugiados. Esta red, que se ha presentado hoy en Atenas (Grecia), está impulsada por la capital helena, que estos días es la anfitriona del Social Affairs Forum de Eurocities.

Barcelona se suma a la red de ciudades solidarias
(Imagen de Servicio de prensa del Ayuntamiento de Barcelona)
(Imagen de Servicio de prensa del Ayuntamiento de Barcelona)

Fuente: Pressenza | Barcelona | 21/10/2016

La teniente de alcaldía de Derechos Sociales, Laia Ortiz, ha intervenido en la mesa política del Social Affairs Forum, de la cual es la vice-presidenta, y que se ha celebrado en el ayuntamiento de Atenas (Grecia). En el desarrollo de esta mesa, el alcalde de Atenas, Iorgos Kaminis, ha presentado esta nueva iniciativa de ciudades solidarias, de la cual de momento forman parte, además de Atenas y Barcelona, las ciudades de Berlín y Amsterdam.

La red ‘Solidarity Cities’ quiere ser un punto el intercambio de información y conocimiento sobre la situación de los refugiados que en estos momentos se encuentran, como solicitantes de asilo, en las ciudades europeas. En esta plataforma de ciudades, los gobiernos locales podrán compartir mejores prácticas, retos y soluciones adoptadas por las ciudades para la integración de estas personas.

Además de este intercambio de información, ‘Solidarity Cities’ quiere impulsar la transferencia directa de personas refugiadas de ciudad a ciudad (local pledges), al margen de los reasentamientos que están llevando a cabo los estados. Esta iniciativa está inspirada en el acuerdo que impulsó la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, con el alcalde de Atenas, en febrero pasado, para transferir directamente 100 personas refugiadas de Atenas en Barcelona, una posibilidad que finalmente fue vetada por el gobierno del estado español.

El acuerdo entre las ciudades miembros de la red implicaría la posibilidad de reubicación inmediata de refugiados que se encuentran en ciudades de Grecia e Italia, pero también en ciudades de Turquía, muchas de las cuales también forman parte de Eurocities. Las ciudades que se ofrecieran como acogedoras se comprometerían también a dedicar los recursos necesarios, como vivienda, escolarización de los menores, atención social y sanitaria, etc…

Laia Ortiz ha explicado que “desde el gobierno municipal no dejaremos de intentar todas las vías posibles para ayudar a las ciudades que acogen y cumplir el mandato de nuestros ciudadanos, de ayudar las personas refugiadas”. “Del mismo modo que lo está haciendo la sociedad civil, organizándose para actuar ante los miles de muertos en el Mediterráneo, los gobiernos locales también queremos actuar en la defensa de los Derechos Humanos”, ha añadido.

Ortiz también ha recordado la reclamación de los municipios europeos porque los fondos europeos se destinen directamente a los entes locales porque “el hecho que los estados miembros, como el español, nieguen sistemáticamente esta realidad, no quiere decir que no se esté produciendo una llegada continuada de personas que buscan asilo en nuestras ciudades, en nuestros barrios, a quienes queremos integrar como ciudadanos de pleno derecho”.

Ortiz ha recordado que sólo este año, Barcelona ha atendido 1.450 personas solicitantes de asilo en el Servicio de Atención al Inmigrante, Emigrando y Refugiado (SAIER), una cifra que representa el 35% más que en 2015 durante el mismo periodo. Este servicio municipal ha visto doblado su presupuesto anual para hacer frente a este incremento. A la vez, desde el Pla ‘Ciutat Refugio’, se ha puesto en marcha un programa de alojamiento y atención para las personas solicitantes de asilo que están en Barcelona y que se han visto excluidas del sistema estatal de acogida.

Con esta nueva red, los alcaldes y alcaldesas miembros quieren dejar constancia de la importancia de las ciudades a la hora de gestionar esta crisis y la integración de las personas refugiadas que se encuentran en los municipios. La iniciativa de las ciudades europeas también busca ser un altavoz verso la Comisión Europea para que los gobiernos locales puedan beneficiarse de los fondos de la Unión Europea que ahora se asignan de forma exclusiva a los estados para cada refugiado acogido, porque estas puedan hacer frente a la ayuda inicial de esta población.

La iniciativa ‘Solidarity Cities’ está abierta en todas las ciudades europeas dispuestas a ejercer un papel decisivo para hacer el trabajo de solidaridad europea a la práctica en el ámbito de la acogida y la integración de los refugiados y de cooperar directamente entre sí y se basa en tres pilares:

  1. El intercambio de información y conocimiento sobre la situación de los refugiados: Se pondrá en marcha herramientas para informar periódicamente a los miembros de la iniciativa de las nuevas experiencias, mejores prácticas, retos y soluciones que ponen en práctica las ciudades acogedoras.
  2. La promoción de una mayor participación y una financiación directa para las ciudades de acogida y la integración ante la Comisión Europea.
  3. La asistencia técnica y financiera en las ciudades receptoras: asistencia a través de expertos para resolver cuestiones concretas en la estrategia de recepción o la integración de una ciudad.

Las cifras de la crisis humanitaria
Social Affairs Forum de Eurocities ha puesto sobre la mesa los últimos datos sobre la actuación de los estados ante la peor crisis humanitaria de personas refugiadas desde la Segunda Guerra Mundial, en la que más de un millón de personas han llegado a Europa provenientes de países en guerra, como Siria, Eritrea, Iraq o Afganistán, entre otros.

Fruto de esta situación, los estados miembros de la UE se comprometieron el 2015 a acoger 160.000 personas refugiadas. Sin embargo, hasta julio de este año, sólo 3.056 refugiados que se encontraban en Grecia e Italia –principales puertos de llegada de personas refugiadas– han sido reubicadas en otros países europeos. Después del acuerdo entre los estados de la UE y Turquía de abril del 2016, un total de 792 personas llegadas a las costas de Grecia han sido trasladadas a Turquía.

Además, de acuerdo con cifras de la Comisión Europea, los estados miembros y Suiza han creado sólo plazas para acoger 9.119 personas, lo que supone aproximadamente el 6% del total prometido. Concretamente, el estado español ha reubicado, hasta septiembre de este año, menos de 500 refugiados de los 17.000 a que se comprometió.

Comentarios
Barcelona se suma a la red de ciudades solidarias